Claudia López aseguró en Noticias Caracol que es evidente que hay más carga viral en los nuevos contagios de coronavirus y eso hace que el virus se propague mucho más rápido.

La alcaldesa de Bogotá, que decretó alerta roja y toque de queda en la ciudad por la alta ocupación de camas UCI, dijo que no sabía si la mutación era la misma que se había hallado en Reino Unido, pero es una posibilidad.

En ese sentido, el periodista Juan Diego Alvira le dijo que el Instituto Nacional de Salud, que halló 21 linajes de COVID-19 circulando por el país, no había confirmado que la nueva cepa encontrada en Europa estuviera en Colombia, a lo que López respondió:

“Te voy a explicar por qué no lo va a confirmar; porque el Instituto Nacional de Salud (INS) no tiene la capacidad, hoy, ni de confirmarlo ni de descartarlo. El INS hace 218 genomas, Inglaterra, que sí lo confirmó, hace 150.000. Entonces es como buscar una aguja en un pajar”, expresó la mandataria de la capital, como se escucha a continuación:

Y es que desde que la alcaldesa de Bogotá dijera que la nueva cepa estaría circulando en la ciudad, el Gobierno salió refutarla diciendo que no existe ninguna evidencia de esa nueva mutación en Colombia.

No obstante, el presidente Iván Duque reconoció que sí hay dos cepas nuevas en el país, pero aseguró que ninguna corresponde a la hallada por Reino Unido, que sería un 70 % más contagiosa.

Aun así, el alcalde de Medellín, Daniel Quintero, apoyó la posición de López y le pidió al Gobierno que reconociera que la nueva cepa estaría en Colombia.

Lo cierto es que la velocidad de los contagios está presionando el sistema hospitalario del país, por lo que los mandatarios locales han optado por medidas como toques de queda, el pico y cédula y la ley seca.