Así lo informó el secretario de Gobierno de Bogotá, Luis Ernesto Gómez, quien en diálogo con Noticias Caracol dio más detalles de la medida. El funcionario señaló que el uso de las pipetas de gas en ventas ambulantes será regulado por las autoridades. 

“[La medida aplicará] solamente a aquellos que tienen cumplimiento del tipo de cilindro de gas, que cumpla con los estándares, que tengan el tipo de mangueras, que tengan el cilindro en el exterior del vehículo para ventilación y que la zona tenga un control por parte del equipo de Bomberos”, apuntó Gómez, en conversación con ese informativo.

De igual forma, Gómez manifestó en ese medio que las empresas de gas y el Cuerpo de Bomberos de Bogotá ayudarán a los vendedores ambulantes con capitaciones para aprender a manejar las pipetas de gas autorizadas. 

El funcionario también informó en ese canal que por la época decembrina se instalarán varias zonas transitorias de comercio para que los vendedores ambulantes puedan operar sin ningún riesgo. Las zonas tendrán a más de 1.000 vendedores y se ubicarán en las localidades de Usaquén, Chapinero, Teusaquillo, Santa Fe y Puente Aranda.  

Por su parte, uno de los voceros del gremio de vendedores ambulantes agradeció la decisión de la Alcaldía de Bogotá y señaló que ahora sí se está teniendo en cuenta la realidad de ellos y la dura situación económica que vivieron este año. 

“El secretario de Gobierno del Distrito reconoció que la prohibición del uso de elementos de gas en espacio público había sido un error porque no se había tenido en cuenta a los vendedores”, apuntó Alexander Tovar, representante de los vendedores ambulantes, en diálogo con Blu Radio.

Este es el anuncio del secretario de Gobierno de Bogotá, Luis Ernesto Gómez: