Antes de eso, Alejandro Correa Ortega, embajador de Venezuela en Cabo Verde, emitió un comunicado, según El Tiempo, en el que decía que la captura de Saab fue una violación “grave e inaceptable de las normas más fundamentales del derecho internacional”. 

Posteriormente, Corre Ortega, que vive en la capital de Senegal, Dakar, viajó a Cabo Verde con el equipo legal, dijo el periódico, que al parecer será para defender al colombiano acusado de lavado de activos y narcotráfico.

El movimiento de los venezolanos a favor de Saab se da justo cuando la Corte Suprema de Justicia de Cabo Verde deberá decidir si concede el recurso de habeas corpus que, según la agencia Infor press, la defensa de Saab  presentó, para que quede libre. 

La defensa manifestó que la detención del empresario colombiano fue ilegal, y por tal motivo hizo la solicitud que debería definirse esta semana, de acuerdo con el medio internacional.

Ese jugada además lo podría salvar de ser extraditado a territorio estadounidense, que lo pidió por una demanda que hay en contra del barranquillero .

En ese sentido, James Story, encargado de la Oficina Exterior de Estados Unidos para Venezuela, aseguró, de acuerdo con Infobae, que se hará “todo lo posible” para que Saab enfrente a la justicia de ese país.