Varios vecinos de la zona le comentaron a las autoridades que vieron a King huyendo desnudo del abusador, quien lo perseguía con una pistola en la mano, publica The Patriot-News.

El asesinato ocurrió el pasado sábado y ahora, después de las investigaciones, se conocen nuevos detalles, difundidos por ese medio.

La policía de Harrisburg, citada por el diario estadounidense, señala que recibió una llamada de alerta el sábado por la tarde sobre un tiroteo en las calles 18 y Forster, con una persona desnuda que recibió un disparo de alguien con una camisa naranja.

Los testigos del homicidio indicaron a los oficiales que llegaron al lugar hacia dónde se había escapado el criminal. En medio de la persecución, Duarte se tropezó, cayó al suelo y soltó el arma con la que asesinó a King, una Smith & Wesson calibre .22, detalla The Patriot-News.

Una mujer relató a la policía que cuando volvía a su casa de hacer mercado, escuchó el grito de auxilio del joven, el cual se le acercó, pero luego siguió corriendo cuando Duarte le disparó 2 veces desde lejos.

Otro testigo contó que estaba en el cobertizo de su casa, cuando Kyan King pasó caminando desnudo y le dijo que lo habían violado y que un hombre armado lo estaba persiguiendo, agrega el mismo diario.

Cuando quiso ayudarlo, ocurrió lo mismo. El abusador y asesino que lo estaba cazando, lo vio a lo lejos y empezó a disparar, por lo que el joven volvió a salir corriendo.

Dentro del apartamento de Duarte, la policía encontró una caja con casquillos de bala calibre .22 y dos cartas. Una, con la letra del joven, decía: “Si leen esto, estoy muerto”.

Cuando interrogaron al homicida, que tenía antecedentes por 2 casos de agresión sexual, solo dijo que pensaba que King tenía 18 años.

Orlando Duarte, de 45 años, se encuentra actualmente en la prisión del condado de Dauphin, acusado de los delitos de homicidio criminal y posesión prohibida de un arma de fuego, finaliza The Patriot-News.