Sin embargo, la noticia en Colombia se conoció hasta este martes cuando el australiano dialogó con W Radio y denunció el hecho.

Según relató en esa emisora, Clarke conoció a la colombiana en la ciudad de Melbourne y luego decidieron tener una familia. En 2015 nació Benny y en 2018, Lucía.

Robert Clarke contó al mismo medio que la relación sentimental con María, como le dice él a la colombiana, era buena, con mucho amor y que por ello viajaban cada año en vacaciones a Ipiliales, Nariño, a visitar a la familia de Yepes.

Pero en 2019, según Clarke, le tendió una trampa y le hizo firmar los papeles de viaje a Colombia y nunca regresó a pesar de que tenía los pasajes de vuelta a Australia.

Por ello, el sujeto inició un proceso a través de la convención de La Haya para tratar de recuperar a sus 2 hijos, pero también señaló a las autoridades colombianas porque se han demorado mucho en dar respuesta, lo que ha dificultado el desarrollo del litigio, añade W Radio.

Cuando los periodistas de La W le preguntaron por qué la colombiana había tomado la decisión de no regresar al país oceánico y quedarse con sus hijos en Ipiales, Robert Clarke respondió que se debe a que la mamá de Marianelly fue condenada a 4 años de casa por cárcel por peculado, delito que cometió cuando fue tesorera de esa ciudad nariñense.

“Empezó a extrañar a su familia y como su mamá no podía viajar decidió quedarse. Me hizo una trampa para quedarse con mis hijos, con engaño se los llevó”, expresó Clarke a la emisora colombiana.

Antes de esa entrevista, el australiano contó su historia a varios medios locales e internacionales, incluso hasta el reconocido medio británico Daily Mail.