Aunque en su primera publicación sobre el tema Hemsworth solo le deseó salud y felicidad a su ex, mostrando que no hay rencores, la verdad parece ser otra, según lo que dijeron los amigos de él y los de Cyrus.

Según TMZ, “fuentes con directo conocimiento de la ruptura” tienen versiones encontradas sobre el final de un amor que duró más de una década, pero que no llegó al primer aniversario de matrimonio.

“Ella trató de salvar su matrimonio y la gota que rebosó la copa fue que Liam estaba tomando mucho y consumiendo algunas drogas, de las que ella no quería ser parte… especialmente porque ella luchó contra el abuso de sustancias en el pasado”, se lee en el portal sobre la historia contada desde el lado de cercanos a la intérprete de ‘Malibu’.

A esas declaraciones se suman las que cita la revista Elle, que asegura que una fuente dijo que la también actriz estaba cansada de las fiestas de Liam y de sus estados de ánimo oscuros: “Liam se enfiesta con sus amigos, y Miley cree que él ya debería haber madurado un poco de eso para este momento”, cita la publicación.

La otra versión, contada por allegados al actor, dice que el que no aguantó fue él, por una infidelidad de Miley, al tiempo que aseguran que todo lo que se dice del alcohol y las drogas es falso y hace parte de una estrategia para “enmascarar” los ‘cachos’ que le puso Cyrus.

Además de la publicación de Liam Hemsworth en Instagram, no se han conocido más declaraciones de los exesposos, ni nuevas imágenes de Miley con Kaitlynn Carter, la mujer con quien la pillaron dándose besos.