“Yo empecé a pagar el doble de agua, el doble de luz, pero son unas cifras que son alucinantes”, manifestó la famosa en la más reciente emisión de ‘La Red’.

En seguida, la actriz reveló que por el agua estaba pagando más de 800.000 pesos y por la luz, unos 700.000 pesos, lo que en conjunto da 1’500.000 pesos.

Durante la entrevista, Sandra manifestó que el trasteo ha sido “una locura” debido a la cantidad de cosas que tenía en su antigua casa, pues descubrió que era acumuladora compulsiva.

“Tengo 3 vajillas, 800 cubiertos, 40.000 manteles, 300.000 zapatos… O sea, ¡esto es terrible!”, expresó la famosa en el espacio de entretenimiento.

Ella añadió que tuvo que hacer dos viajes para hacer la mudanza porque no calculó bien la capacidad del camión que necesitaba para trastear todo, y que, después de 2 meses de trasteo, aún no ha terminado de organizar las cosas.

Finalmente, la actriz contó que el proceso también se ha demorado bastante porque es muy psicorrígida y quiere que todo quede perfecto.