Un proyecto que busca visibilizar las problemáticas del campo colombiano, pues para este trabajador social “el campo se está quedando solo”, porque son las personas mayores quienes se dedican a esta labor, mientras los jóvenes deciden migrar a las grandes ciudades en búsqueda de mejores oportunidades económicas.

Esto se debe a que vivir en el campo no es una opción rentable o fácil para las nuevas generaciones. En una entrevista con KienyKe, Andrés contó la razón que lo impulsó a darle una mano a los campesinos.

“Todo nació porque los únicos que mostraban la profunda crisis de los campesinos eran los políticos en épocas electorales. Entonces, cuando yo hacía mis prácticas universitarias fui al campo y descubrí realidades muy dolorosas”, comentó en el portal de noticias.

Desde entonces, sus mejores aliados han sido las redes sociales y su página web Soycampesino.org, un espacio que busca dar a conocer los productos de los campesinos de Boyacá y otras regiones del país, en especial de los más vulnerables, que se ven obligados a vender sus productos a intermediarios.

Esto significa que deben ofertar a precios muy bajos para que el intermediario pueda vender luego a un precio justo, una problemática que evita un crecimiento económico de las familias campesinas.

En sus redes ha demostrado la importancia de comprar en las plazas de mercado bajo el hashtag #DesplazateALaPlaz’; con 50 mil pesos colombianos explicó cuántos productos puede comprar en los mercadillos, ayudando a los agricultores y también a su bolsillo.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Soy Campesino (@soycampesinocol)