El tanto anulado fue obra de Jordan Henderson, que definió con un disparó que alcanzó a ser rozado por Yerry Mina, defensa colombiano del Everton.

Sin embargo, en pleno festejo y cuando nadie reclamaba, el VAR detectó aparente fuera de lugar en la jugada previa al gol.

Lo particular es que la línea trazada por el videoarbitraje mostró posición habilitada en un principio, pero después señaló ubicación irregular, lo que generó respectivos reclamos de parte del Liverpool.

Al final, el 2-2 siguió dejando a Everton, en donde James Rodríguez se dejó ver con una asistencia, en el liderato de la tabla de posiciones de la Liga Premier de Inglaterra.

En video, el polémico gol anulado al Liverpool ante Everton: