El ciclista del UAE Emirates quedó rezagado a 25 kilómetros de la meta en la tercera etapa, en l que era uno de los favoritos para imponerse en el sprint final. Aunque sus compañeros lo trataron de llevar de vuelta al lote, nunca pudo volver a contactar y perdió más de 4 minutos.

Gaviria le atribuyó su mal día a la persistencia del dolor de la caída del primer día, pero viendo cómo fueron sus dos primeras participaciones en grandes vueltas la presión aumenta para que el antioqueño por fin pase de ser la gran promesa a una realidad.

Fernando Gaviria

Artículo relacionado

Gaviria explica su desinflada en Vuelta a España; no fue por pinchazo ni por caída

Y es que el natural de La Ceja apenas cumple su cuarta figuración en carreras de tres semanas, pero solo en una de las anteriores consiguió llegar a la etapa final. Aunque en todas ganó etapas, en las dos más recientes abandonó incluso antes de la mitad de la carrera.

Su debut fue el Giro de Italia de 2017, en donde se impuso en cuatro etapas, lo que le hizo acreedor a la camiseta ‘ciclamino’ de los puntos. Semejante aparición lo puso en las primeras planas y sorprendió a propios y extraños.

No obstante, desde entonces no ha podido pasar de la segunda semana de competencia. En el Tour de Francia 2018, último con el equipo Quick-Step, ganó la primera etapa y portó la camiseta amarilla, siendo también el acreedor de la verde de los puntos. Luego ganó la cuarta, pero abandonó en la 12ª.

En el Giro de este año, ya con el equipo Emirates, ganó la tercera etapa y se puso la ‘maglia ciclamino’ de nuevo en la siguiente, pero en la séptima volvió a abandonar.

Fernando Gaviria

Artículo relacionado

Fernando Gaviria se bajó del Giro en la séptima etapa; ahora, lo espera el Tour

Más allá de que sus abandonos sucedieron por circunstancias físicas parecidas a las que han minado su rendimiento en esta prueba, en España le quedan cinco etapas planas para buscar victorias, algo que ha demostrado que no tiene problema en conseguir. Sin embargo, para él el verdadero reto se convirtió en volver a terminar una grande.

Para el futuro, el colombiano tendrá que evaluar mejor los riesgos que corre y evitar que las caídas continúen marginándolo de completar las carreras, pues capacidad le sobra para volver a treparse a un podio como ganador de una de las camisetas de colores que tienen sus propios méritos.