TyC Sports apuntó que para la Conmebol es más importante que se jueguen los partidos, de los cuales se desprenden jugosas ganancias por conceptos de televisión y publicidad, que anteponer las crisis sociales que se viven en la región.

Y para ello puso como ejemplo los torneos continentales, que se disputan a como dé lugar y de manera apresurada a pesar de que Suramérica es una de las zonas del mundo en donde el coronavirus está atacando con más vehemencia en número de muertes y contagios.

Incluso, por la violencia derivada del paro nacional que hay en Colombia, fueron reprogramados en otros países los encuentros de Copa Libertadores y Sudamericana en los que 5 clubes ‘cafeteros’ debían ser locales.

“Conmebol demuestra en estas horas que a su negocio no deben detenerlo una pandemia ni las balas de la policía colombiana”, apuntó el medio para hacer referencia a los excesos de fuerza que ya han sido condenados por organismos internacionales.

En consecuencia, TyC aseguró que para la Confederación Sudamericana de Fútbol prevalecen sus propios intereses y que por ello no se conmueve con lo que sucede a su alrededor.

“El planisferio de la pelota confirma desde hace varias décadas que [Conmebol] cultiva sus propias reglas”, enfatizó el texto.

Bajo este panorama, se puso en duda la realización de la Copa América en Colombia entre el 11 de junio y el 10 de julio de 2021, pues las situaciones de orden público no brindarían garantías de seguridad para que se efectúe.

Sin embargo, Conmebol no piensa en cancelar o postergar el certamen de selecciones, ya que según adelantó el periodista Javier Hernández Bonnet, ya se alistaron los estadios de Paraguay para recibir los juegos que están programados para territorio colombiano.