De acuerdo con la cadena Fox, el suceso ocurrió el pasado lunes exactamente en la costa de Avila Beach y las mujeres que vieron pasar toda su vida en un segundo fueron identificadas como Julie McSorley y Liz Cottriel.

En el lugar había varias personas navegando tranquilamente, avistando ballenas, cuando de repente una jorobada saltó del agua con su gran boca abierta y casi se traga a las mujeres.

Cuando el cetáceo vuelve a caer en el agua, el kayak aterriza boca abajo, y se puede escuchar a alguien lanzando gritos de terror.

Momentos después, otros surfistas de remo y kayakistas acudieron a su rescate, asegurándose de que no habían sido mordidas.

En las imágenes virales se ve que McSorley y Cottriel prácticamente estaban a merced de la gran ballena, sin embargo, según le explicaron a Fox, simplemente fueron revolcadas sobre el mar y que afortunadamente salieron ilesas a pesar del magnífico susto.

“¡Todavía tengo un subidón de adrenalina!”, dijo McSorley, mientras su compañera expresó a esa cadena: “Estaba enamorada de ellas y asombrada, ¡pero nunca esperé que hubiera una aquí mismo, en mi cara!”.

“Vi el gran charco de peces, la gran bola de cebo salir del agua… Vi que la ballena se acercaba. Pensé, ‘¡Oh, no! Está demasiado cerca. De repente, ya estaba en el agua”, agregó McSorley.

Cottriel dijo pensar en ese segundo estar muerta y se lo repitió varias veces en su mente, finaliza Fox.

A continuación, el video, desde otro ángulo, del aterrador momento en que una ballena casi devora a 2 mujeres en kayak: