‘Bright Side’, un canal de YouTube que resuelve dudas sobre diferentes temáticas, explica en un video que tener espejos en los ascensores mantienen ocupadas a las personas mientras suben o bajan varios pisos: el ‘viaje’ parece más corto” si los usuarios se miran al espejo para ver cómo lucen o para arreglarse un poco, entre otras cosas.

La segunda razón, según ese canal, es que los espejos también permiten “calmar a la gente con claustrofobia”, ya que el espacio se ve mucho más amplio a lo que en realidad es.

Gizmodo explica la última razón: los espejos ayudan a que una persona en silla de ruedas entre al ascensor y salga de este “de manera segura sin tener que girar”.

A continuación puedes ver el video de Bright Side, en el que se pueden encontrar otros interesantes datos sobre los ascensores (la parte de los espejos se encuentra a partir del minuto 3:53: