“Me acabo de divorciar por ZOOM! Amo la tecnología. Hoy es un gran día”, escribió Valeria en esa red social, expresando su felicidad por ‘partir cobijas’ con esposo.

«Nunca pensé que mi tuit iba a tener este impacto, yo soy mala para el Twitter, trato de potenciar más mi perfil de Instagram”, manifestó la periodista a S Moda, un producto de El País de España.

En seguida, indicó al medio que si bien el proceso por Zoom duró menos de 20 minutos, el trámite como tal del divorcio le tomó muchísimo más tiempo.

La comunicadora le explicó a la revista Caras que para divorciarse en Chile, lo primero que se debe hacer es el cese de convivencia, en el cual los interesados deben dejar de vivir juntos y esperar un año para iniciar todo el trámite legal. Según su testimonio, ella y su ahora exesposo se separaron desde 2016, así que en 2017 ya estaban listos para comenzar todo lo judicial.

En declaraciones a ambos medios, Valeria expresó la angustia que sintió en los últimos meses de este año porque pensó que, debido a la pandemia y el confinamiento, la firma del divorcio se iba a aplazar indefinidamente.

Por fortuna para ella, según contó a Caras, la audiencia se adelantó y se llevó a cabo el pasado 9 de junio por Zoom. Ese día, “estaba más feliz que cuando me casé”, concluyó.