Las más recientes las dio a conocer Bloomberg y describen al que sería el iPhone XI como un teléfono sin mayores cambios en diseño frente a los actuales iPhone XR, XS y XS Max.

Ese prestigioso medio da por hecho que uno de los cambios más grandes estaría en el diseño de su sistema de cámaras en la parte trasera del teléfono. En el caso del iPhone XR, vendría con cámara dual, mientras que sus hermanos, el iPhone XS y XS Max, estarían dotados con cámara triple que podría tener apertura rectangular o cuadrada, tal y como lo han filtrado algunos medios.

El procesador también cambiaría en los dispositivos que lance Apple en el segundo semestre del año. De acuerdo con Bloomberg, vendrían dotados con un chip A13, cuya producción inició en abril y estaría lista pronto.

iPadizate, por su parte, describe que el iPhone XI también vendría con sistema de carga inalámbrica que se enfocaría en los AirPods. “Bastará con colocar los AirPods en la parte trasera para que carguen su batería”, describe ese portal.

En cuanto a los cambios en su tamaño, Bloomberg asegura que los próximos teléfonos del gigante de Cupertino vendrían medio milímetro más gruesos pensando en resistir un poco más a los golpes, característica que han pedido a gritos sus usuarios.

El cambio en las cámaras es una de las principales características que cobran importancia a la hora de competir en el mercado actual. Pensando en esto, Apple tendría en sus planes que el tercer sensor de los modelos de alta gama venga con lente gran angular que permita mejores fotos con detalles; además se mejoraría la gama del zoom.