Se trata de un útero artificial que les permitiría a los bebés prematuros nacer dos veces, primero desde el vientre de su madre y después del útero artificial para que tengan menos riesgos y no estén expuestos a las bacterias del exterior, explicó el medio.

De acuerdo con el portal, este dispositivo remplazaría las incubadoras en diez años para que los bebés estén en un entorno muy similar al útero de su madre. La diseñadora de este proyecto, Lisa Mandemaker, le dijo a BBC que la máquina ubicaría a los bebés (de cierta manera) para que naden en sus propios fluidos.

El medio afirmó que este artefacto está pensado para bebés extremadamente prematuros de 28 semanas o menos que necesiten un ambiente menos agresivo que el de las incubadoras:

“La principal diferencia con una incubadora es que un útero artificial está relleno de líquido, mientras que una incubadora está llena de aire”, explicó al portal Guid Oei ginecólogo del Máxima Medical Centre.

El funcionamiento de este dispositivo es simple: una vez nazca el pequeño será conectado a una placenta artificial por medio de un cordón y estará allí durante 4 semanas hasta que sea lo suficientemente fuerte para afrontar todos los riesgos del mundo exterior, informó El Comercio.