La agresión llegó cuando los patrulleros hicieron un aviso para que detuvieran la fiesta que estaba desesperando a los vecinos del sector, informó Noticias Caracol. 

Ellos se tornaron agresivos. Uno de ellos me coge por el chaleco y me ingresa a la vivienda. Junto con la compañera, nos ingresan, ponen seguro a la puerta y nos empiezan a golpear”, detalló a ese medio, Robinson Alarcón, uno de los policías atacados.

El uniformado señaló que los agresores estaban desatados e incluso mostró las heridas en su mano, a causa de los mordiscos que le dieron. 

Uno de los agresores me mordió el dedo en varias ocasiones y otro me propinó golpes en el rostro”, agregó, en ese informativo. 

Los agentes finalmente lograron liberarse, pero como la puerta de la vivienda estaba con el seguro puesto, debieron tumbarla para salir. 

Tocó usar la fuerza para tumbar la puerta, porque ellos no querían dejarnos salir; nos tenían encerrados con seguro”, indicó en el noticiero, Jenny Guriroz, la otra patrullera atacada. 

Finamente, llegaron más uniformados para capturar a los 3 hombres. Todos fueron llevados a una Unidad de Reacción Inmediata (URI) en el sur de Bogotá y después judicializados por el delito de agresión a un servidor público, concluyó Noticias Caracol.