La polémica comenzó cuando García publicó en sus redes sociales varias historias en las que contó que se iba de paseo para un sorteo de vacas. Las imágenes muestran cuando iba a abordar un ferri para poder llegar al municipio de El Piñón (Magdalena).

De acuerdo con el material audiovisual que fue divulgado en redes sociales, García, Chams y su famila iban a ir a comprar ganado. Ella repetía constantemente que se iba a “volver ganadera”.

Este es el video que da cuenta de la salida de García y Chams:

Pero las reinas no eran las únicas en camino, pues en el video se ve otra camioneta que las iba acompañando. Según Zona Cero, allí viajaban Mireya Caballero y Augusto García, padres de la exreina, además de un ayudante de la familia, “que también se iba a convertir en ganadero comprando su primera vaca”.

Los videos de García, que parecían inocentes publicaciones en redes, fueron el detonante para el problema que les llegó después, toda vez que la región Caribe es una de las más afectadas por la pandemia de COVID-19.

Las imágenes llegaron al secretario del Interior del Magdalena, José Humberto Torres, que pidió a la Policía del Magdalena verificar los permisos de movilidad para el ingreso al departamento del Magdalena. 

El medio digital destacó que los viajeros abordaron el ferri, pero del otro lado los estaba esperando la Policía para validar su actividad económica y ver si tenían autorización para movilizarse.

Cuando las autoridades pidieron los documentos que validaran su permiso, ellos señalaron que no lo tenían y, por ende, no los dejaron seguirinformó El Heraldo.

En medio del encuentro con la Policía, llamaron a la Asociación de Ganaderos del Norte del Caribe para que les enviara la certificación de que pertenecían a esa organización.

El alcalde de El Piñón también les envió, vía digital, la copia de un permiso en donde autorizaba su circulación por el municipio, pero —según el diario regional— dicho documento no servía para poder moverse en todo el departamento por lo que se tuvieron que devolver.

La exreina se desahogó

En su Twitter, Marcela García se pronunció ante la polémica y aseguró que tiene todo el derecho de invertir en lo que considere. “No sabía que por haber sido Reina del Carnaval ya no puedo ser ganadera”, apuntó.

Aseguró que es socia de una empresa ganadera desde hace años y que creyó que podía transitar por las vías del Caribe gracias a esa actividad económica.

Destacó que la situación no trascendió y que, “con mucho respeto”, se regresó ante la negativa de las autoridades.