Las manifestaciones las hicieron mariachis, tríos y conjuntos vallenatos que salieron a las calles en ciudades como Bogotá, Cali, Medellín y Santa Marta, para plantearle al Gobierno que los incluya en el decreto que les autoriza a varios sectores el reiniciar sus labores económicas, a partir del próximo lunes, pues dicen que se vienen fechas importantes como el Día de la Madre en donde pueden conseguir recursos para sostener a sus familias.

Uno de los voceros del gremio es Jorge Jiménez, que en diálogo con CM& Noticias dijo que la propuesta al Gobierno es que les brinde apoyo para dar serenatas en conjuntos residenciales “y trabajar como lo ha hecho la Policía, que muy formalmente lo ha hecho, y poder cambiar estos momentos tan duros que estamos pasando”.

Si bien Jiménez dejó ver cierto celo artístico por esta actividad, en el buen sentido de la palabra, de todas formas les hizo una propuesta a los gobiernos nacional y distrital para que si los dejan salir a buscar el sustento, entonces “los mercados y ayudas que en este momento le quieran brindar a este género musical, puedan llegar a personas necesitadas”.

Es decir, si trabajan en lo que mejor saben hacer, no necesitarían del todo las ayudas solidarias.

Jiménez también habló en Caracol Radio y allí dijo que la idea es dar las serenatas desde la calle o balcones cumpliendo los protocolos de protección, y hacer toques en los conjuntos residenciales de la misma forma en que los hacen los policías.

“Estamos brindando cultura, que el mundo se entere de que en Colombia hay cosas lindas, y que el presidente (Iván Duque) y la doctora Claudia López se sientan orgullosos del país que dirigen”, fue el otro argumento al que apeló el voceo, que le imprimió un toque de emotividad a su trabajo.

Esta fue la serenata que dieron para conquistarse al Gobierno: