El sujeto que, según Alerta Paisa de Radio Uno, padece problemas mentales fue trasladado por los policías hasta un hospital del municipio en el sur del Valle de Aburrá; no obstante, mientras esperaban atención médica fueron escupidos por el paciente.

“Los policías en ese momento tenían todos los equipos como tapabocas y guantes para el procedimiento, pero cuando llegan al hospital, porque es un paciente de psiquiatría, se altera y escupió a algunos de los agentes”, confirmó al medio el alcalde de Sabaneta, Santiago Montoya.

De acuerdo con Minuto 30, el agresor (de 51 años) se encontraba en estado de aislamiento preventivo en su vivienda en el barrio Holanda porque era un sospechoso portador del Covid-19, ya que en días pasados había tenido contacto con algunos españoles.

Además, agrega este último portal digital, el hombre sospechoso portaba un arma de fogueo.

Los uniformados atacados son un intendente y 7 patrulleros y están adscritos al cuadrante 3 de ese municipio, indicó el portal Noticias Cartagena.

Ellos (afectados), permanecen aislados por prevención en la Clínica de la Policía, donde tienen incapacidad por 7 días y están a la espera de que les practiquen la prueba para confirmar si fueron infectados, añadió el medio cartagenero.

Entre tanto, el individuo está recluido en una unidad de psiquiatría y también está a la espera de los resultados para confirmar si portaba el virus como inicialmente se sospechaba.

Finalmente, el mandatario municipal explicó en Alerta Paisa:

“El paciente no ha tenido ningún síntoma. Las medidas que tomamos son por precaución. Pedimos que se priorice esta muestra para saber qué hacemos con este hombre y con los policías que están aislados […]. Como las pruebas están escasas, para qué vamos a colapsar el sistema con ocho muestras si con una descartamos las otras”.