Así lo confirmó este sábado Gerson Bermont, director de Promoción y Prevención del Ministerio de Salud, que indicó que ese proceso se hará dependiendo de estos y otros factores que dificulten la inmunización de la población.

Por ejemplo, las personas que tengan dificultad para trasladarse o no tengan familiares que se encarguen de llevarlas al punto de vacunación.

“Esta estrategia corresponde a la prestación del servicio de parte del personal de salud directamente en el lugar de residencia del usuario sin previa programación de cita y haciendo un barrido vivienda a vivienda en busca de población susceptible pendiente por vacunar”, detalló el funcionario.

Además, Bermont explicó que se aplicarán las vacunas contra el coronavirus especialmente en las zonas urbanas y rurales que tienen limitaciones de acceso a la prestación de los servicios y ante la presencia de brotes, con el fin de hacer control.

El funcionario agregó que la experiencia de las EPS y de las IPS en cuanto a atención en el hogar se deberá poner al servicio de la vacunación en casa.

¿Qué pasa si se pierde la cita de vacunación?

El viceministro de Salud, Luis Alexander Moscoso, aclaró que las personas que no logren asistir a la aplicación de la dosis no perderán el derecho a ser vacunados, y podrán reprogramar la cita.

Los usuarios lo podrán hacer a través de la página web de Mivacuna.sispro.gov.co, acudiendo a los canales de comunicación de las IPS y EPS o en la línea telefónica 192.

Además, Moscoso señaló que en caso de que sobren vacunas en alguno de los centros sanitarios acondicionados, estas no irán a otros pacientes. Esas dosis serán asignadas para los profesionales de la salud que prestan sus servicios en ese mismo lugar.