En una intervención del fiscal del caso, emitida por CM&, él aseguró que la Operación Gedeón, como se denominó el operativo con el que pretendían sacar a Nicolás Maduro de la presidencia de Venezuela, además buscaba “capturar y dar muerte a miembros del gobierno” venezolano. 

El fiscal agregó que “toda la operación se había planeado en Bogotá, por Cliver Alcalá”, exmilitar cercano de Hugo Chávez, que aceptó su participación en el fallido plan.

En Colombia se detuvo a varios integrantes del plan; algunos también exmilitares venezolanos, que llegaron a un acuerdo con la Fiscalía General de la Nación, indicó el noticiero.

El trato lo hicieron, según el medio, Rayder Alexander Russo alias ‘Teniente Pico’, y los mayores Juvenal Sequea Torres y  José Sequea Torres, que aceptaron declararse culpables, a cambio de pagar solo 6 años de prisión. 

“En una operación ilegal, en territorio colombiano, para reclutar e integrar fuerzas paramilitares integradas por militares y policías venezolanos, que además llegaron a comandar. Grupos que motivados por razones de justicia privada tenían la intención de atacar y llevar a cabo operaciones ilegales en contra de gobiernos extranjeros” añadió el fiscal.

A diferencia de los exmilitares venezolanos, Yacsy Alexandra Álvarez —otra de las detenidas en Colombia por participar en el plan contra Maduro— no aceptará cargos pues asegura que el Estado sabía sobre este operativo, que terminó fallando.

Por este caso, 39 personas fueron enviadas a la cárcel en Venezuela.