El líder indígena pidió “respuestas claras” o de lo contrario, según La W, “procederán a ‘tomarse’ la Casa de Nariño, en Bogotá“.

Además, señaló que son seis los grupos indígenas que participan en las protestas en Bogotá, Cali y el Cauca, de acuerdo con esa emisora. Es por estos que tomaría la vocería para hacer sus advertencias.

Flor insistió en pedirle al Gobierno “que cumpla los compromisos, los acuerdos que están firmados desde muchos años atrás“, reseñó por su parte Red+ Noticias.

Además, agregó que la marcha hacia el palacio presidencial sería la próxima semana y que esta sería “la última advertencia y exigencia que hacemos”, concluye el noticiero.

La actitud del líder indígena contrasta con la forma en que sus compañeros se sumaron al paro nacional, con una especie de halo de pacifismo y concordia que garantizó la tranquilidad de las mismas al menos en Bogotá.

No obstante, los indígenas del Cauca vienen haciendo frecuentes reclamos al Gobierno y protagonizaron algunas de las protestas más fuertes durante el gobierno de Iván Duque, periodo durante el cual aseguran que se ha dado un “asesinato sistemático” de sus líderes.