Pese a que el proceso se inició contra la administración anterior de Pedrito Pereira, la decisión de la jueza tercera penal de Cartagena cobija a Dau por ser la actual cabeza de la entidad, indicó El Universal.

El lío se remonta a una deuda de la Alcaldía con la señora Luby Herrara Solanilla, afectada por el denominado ‘clan Quiroz’ —familia investigada por la construcción ilegal de varios edificios en la capital de Bolívar que tenían riesgo de desplome—. Esta mujer debió evacuar su apartamento pero con la promesa de acceder a un subsidio de arrendamiento, detalló el medio regional.

La ciudadana acudió a la justicia porque para noviembre de 2019 no le habían hecho el pago mensual que le debían desde junio. Con el cambio de administración, en enero el mandatario recibió una orden judicial para cumplir con los pagos, pero la ciudadana asegura que tampoco ha recibido los del 2020. En total, la Alcaldía de Cartagena le debe a la mujer los subsidios desde septiembre de 2019 hasta febrero de este año.

La entidad se defendió argumentando una “caótica situación financiera y presupuestal del Distrito de Cartagena”, pero para la jueza no es válido acudir a razones económicas para desobedecer una orden judicial y vulnerar los derechos fundamentales de una madre cabeza de hogar con dos hijos, citó el diario.

Esa es la razón por la que se ordenó el arresto de cinco días contra el mandatario más el pago de una multa, cuyo valor no se precisó.

Dau, además, le explicó a Semana que en marzo ordenó la creación de una bolsa común de 1.300 millones de pesos para pagar los subsidios atrasados pero que tuvo que utilizar ese dinero para atender la emergencia sanitaria por el coronavirus, en una de las ciudades que más deja víctimas mortales a diario.

La respuesta del alcalde a la revista fue:

“Si tengo que ir preso, voy, pero primero están las necesidades surgidas para la atención de la emergencia. Si tengo que ir preso por proteger a la mayoría de los ciudadanos, no tengo problema. Ya hemos comprado unos 200 mil mercados para los cartageneros por más de 13 mil millones de pesos”.