La discusión del proyecto con el que se busca “establecer normas de protección” para esa región del país comenzó siendo difícil para quienes proponían blindarla de la explotación de hidrocarburos.

Pero no era solo Amazonas el departamento que buscaba ser aislado de ese tipo de actividades. Según El Espectador, Caquetá, Guaviare, Guainía, Vaupés y Putumayo también iban a poder salvarse de la explotación.

Sin embargo, con 88 votos en contra y 74 a favor, la propuesta terminó hundida, pero también quedaba sentado un mal precedente para la siguiente discusión.

“Lo que está en juego es dejar de ser el segundo país más biodiverso del mundo y perder los servicios ecosistémicos que presta el Amazonas”, manifestó la parlamentaria Juanita Goebertus, mientras que su colega Juan Carlos Losada dijo que quienes impulsaron el hundimiento “desnudaron sus negras intenciones de explotar el ecosistema más importante del planeta”.

El Tiempo asegura que fue el Centro Democrático el que propuso eliminar la propuesta, y también fue un representante de ese partido el ponente de la iniciativa contraria.

Minutos después, la Cámara votó una propuesta que, según Goebertus, se refería a la explotación de hidrocarburos en la región. Esta fue algo más cerrada que la primera y fue votada de manera positiva, pero por un corto margen de 78 contra 77. Aún así, esa cantidad no fue suficiente para que pasara, y a falta de algunos votos, también resultó hundido.

Aún así, El Espectador señala que la última palabra la tendrá el Senado, donde le faltan dos debates.