El funcionario dijo en rueda de prensa en la noche de este lunes que la mujer, que denunció estar embarazada y que le habían robado a su bebé, necesita ayuda desde el punto de vista psicológico.

Dijo que la mujer fue atendida en el Hospital de Kennedy y allí determinaron que nunca estuvo embarazada y “ni siquiera tuvo atención de procesos de embarazo en ninguna EPS”.

El secretario contó que la mujer que hizo la falsa denuncia no quedó hospitalizada en el centro asistencial y luego salió para su apartamento.

Destacó que hubo un despliegue importante de Policía para atender el caso, y dijo que en lugar de que haya implicaciones legales debe haber un apoyo institucional por prestarle apoyo psicológico a esta mujer.

Pulzo tuvo contacto con la familia de la mujer, que expresó su sorpresa ante los resultados de los exámenes, entre otras cosas porque ella mostró ecografías y exámenes que probaban su supuesto embarazo.