El equipo de Defensoría de Familia y un pediatra del ICBF se dirigieron hacia ese corregimiento, según avisó la entidad en un comunicado, luego de recibir el reporte de una unidad móvil, informada previamente por el padre Fabio Estupiñán, quien realiza una labor social en la zona, sobre la identificación de casos de desnutrición en diferentes rancherías del municipio.

Al llegar a la zona, las autoridades encontraron a un niño de 7 años de edad con riesgo de delgadez y su hermano de 4 años con riesgo alto de desnutrición; además, identificaron un nexo epidemiológico en los menores ya que, según contó la madre, el papá de los niños fue diagnosticado con tuberculosis pulmonar y permaneció junto a ellos varios meses antes de irse a Venezuela, por lo que fueron remitidos inmediatamente al sector salud.

En otra ranchería de ese mismo departamento, el ICBF identificó a otro niño de 6 años con riesgo de delgadez y signos clínicos de desnutrición, quien además, según lo reportado por la madre, llevaba dos días con fiebre, por lo que también se decidió el trasladado de urgencia a un centro médico.

De igual forma, las autoridades realizaron el traslado de una joven de 21 años que presentó un cuadro de desnutrición crónica con desgaste músculo esquelético, discapacidad cognitiva y ceguera bilateral.

Los niños, junto a la joven, fueron llevados por los funcionarios del ICBF desde las rancherías hasta la Clínica Materno Infantil de Uribia, en La Guajira, donde permanecen y reciben la atención en salud.