Los deslizamientos se dieron en el sector conocido como La Pala, de Guayabetal, Cundinamarca, al parecer, por las fuertes lluvias que se han presentado en el país y que desestabilizaron la tierra.

Pese a que los carros que van rumbo Bogotá-Villavicencio no pueden pasar por ese punto en específico, la movilidad no se ha visto afectada pues, explicó Carlos García, el vicepresidente de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI), se ha utilizado el Túnel 1 para que los vehículos pudieran pasar.

Por el túnel usualmente pasan los carros que salen de Villavicencio a Bogotá, por lo que ahora el paso es más lento, pero se mantiene.

Coviandina informó, asimismo, que se suspendió el paso por el paje de Naranjal, apenas se presentó la emergencia.

Las autoridades ya están haciendo labores de romoción para volver habilitar el paso por el kilómetro afectado.