La comunicación es entre un supuesto cliente y el hombre señalado de liderar esta red de proxenetismo, José Luis Herrera Osorio, que según la Fiscalía era el propietario de un cinema en ese municipio el cual servía como fachada para explotar sexualmente a jovencitas entre los 13 y 16 años de edad.

En el audio, que compartió Noticias Caracol, quedó registrado cómo los dos hombres hacían negocios con las menores, que en muchos de los casos eran de bajos recursos y se dejaban tentar por el dinero que les ofrecían.

También, otra grabación muestra cuando el señalado proxeneta convence a dos jovencitas de darles “50 y 50 (mil pesos)” a cada una para que accedan a sus pretensiones sexuales, ya que ellas le exigían más dinero.

La Fiscalía asegura, por medio de un comunicado, que este hombre usaba a un adolescente de 14 años para que, presuntamente, identificara “en el colegio a las compañeras con dificultades económicas”, las convenciera “de ir hasta el cinema y aceptar cualquier pretensión sexual”.

Una vez allí, “las niñas y adolescentes eran obligadas a ver películas con contenido explícito y, posteriormente, inducidas a imitar las escenas sexuales con el dueño del establecimiento. Cada víctima, presuntamente, recibía 50 mil pesos en efectivo o un teléfono celular que debía estar encendido para atender las llamadas de otros hombres mayores interesados en servicios sexuales”, dice el ente investigador, que sustenta su afirmación en las pruebas que recogió.

A partir de ahí, los investigadores le hicieron un rastreo a las comunicaciones de Herrera Osorio y se encontraron con que hay unas “20 posibles víctimas”.

Junto a este hombre, las autoridades capturaron a cuatro personas más, entre ellas al menor. Herrera Osorio fue enviado a una prisión, por delitos de explotación sexual, mientras que el adolescente será recluido en sitio especial.