El hombre se encontraba prestando un servicio de taxi cuando fue sorprendido por los uniformados, pues según Noticias Caracol no portaba la licencia de conducción ni estaba autorizado para trabajar allí.

Si bien el detenido no fue identificado, el noticiero dice que le habían dado casa por cárcel por el delito de falsificación de moneda, y que por violar esta medida podría ir a prisión.

Al respecto, la directora regional central del Inpec, Imelda López, explicó en ese medio que el instituto trabaja a diario para ejercer “los controles mediante visitas y verificación de antecedentes por parte de la Policía”.

Además de este caso, el noticiero dio a conocer la captura de otro hombre que también tenía detención domiciliaria y que fue sorprendido en el aeropuerto El Dorado cuando prestaba un servicio de transporte ilegal.

Según datos que recogió ese medio, en Bogotá hay unas 7.000 personas que gozan de este beneficio.