Los comerciantes se ubicaron uno detrás de otro, manteniendo la distancia de dos metros, frente al Carulla de la 85 de Bogotá, para protestar contra los cierres y la ley seca que la Alcaldía de la ciudad ha decretado por la alerta roja.

Los manifestantes se plantaron con platos, en los que tenía mensajes como que las deudas los estaban ahogando, como se aprecia a continuación, pues por más de que hayan cierres, ellos siguen pagando arriendos y servicios.

Los comerciantes de los bares en Bogotá aseguran que con medidas de protocolos pueden continuar trabajando en medio del tercer pico de la COVID-19, por el que también se cancelaron eventos deportivos  en la capital.

Este es un video de la protesta:

Además, las autoridades están pidiendo cancelar las marchas contra la reforma tributaria que están programadas para el 28 de abril, para evitar aglomeraciones que propaguen el virus e incrementen los casos, lo que puede provocar un colapso en el sistema de salud.

La protesta de Asobares también se replicó en ciudades como Cúcuta, donde los comerciantes rompieron platos como un acto simbólico para decir que ellos no debían pagar por la pandemia.

Este es uno de los videos que registra la situación:

Se espera que los plantones de los comerciantes de bares se repliquen en otras ciudades como Cali y Medellín.