La cartera sanitaria aseguró en un comunicado que la vacuna –nombrada ‘Sputnik V’ en honor al satélite– puede garantizar una inmunidad contra el coronavirus por un periodo más largo de lo pensado, indicó Actualidad RT.

“El esquema de doble inyección permite la formación de una inmunidad a largo plazo. La experiencia con las vacunas vectoriales muestra que la inmunidad permanece hasta 2 años”, recalcó la entidad en declaraciones recogidas por ese mismo medio.

Mijaíl Murashko, ministro de Salud de Rusia, también señaló que la ‘Sputnik V’ será producida en masa de manera conjunta por el CGCI y la compañía farmacéutica Binnopharm, concluyó la cadena de noticias.

Aunque el gobierno de Vladimir Putin espera empezar a distribuirlo en septiembre próximo, la aprobación de este antídoto contra el COVID-19 ha generado un gran escepticismo en la comunidad internacional.

“Estamos en contacto estrecho con los rusos y las discusiones continúan. La precalificación de toda vacuna pasa por varios procedimientos rigurosos”, afirmó Tarik Jasarevic, vocera de la OMS, en rueda de prensa.

La efectividad de la vacuna rusa, ‘Sputnik V’, para contrarrestar la enfermedad respiratoria no se ha podido probar debido a que las autoridades del país euroasiático no han divulgado ningún tipo de información sobre las investigaciones.