Un vocero del Cuerpo de Bomberos del estado de Sao Paulo dijo a Efe que el niño fue atacado por los canes de diferentes razas, en un barrio situado en la zona sur de la capital paulista.

Según ese organismo de socorro, los cuatro perros tuvieron que ser abatidos debido al feroz ataque, que también dejó a un joven de 20 años herido después de que intentara socorrer al pequeño, aunque sin éxito.

Cuatro vehículos del Cuerpo de Bomberos se desplazaron al sitio de los hechos y un helicóptero de la Policía Militarizada fue accionado para el rescate de la víctima, pero al llegar al lugar, los socorristas constataron la muerte del niño.

En cuanto al hombre que resultó herido en el ataque, los bomberos precisaron que fue ingresado en un hospital de la región con heridas leves y “algunas mordeduras”, pero su estado de salud es “estable” y su vida no corre riesgo.

Este es el tercer caso de ataque de perros contra niños registrado en Brasil en la última semana.

Un video que muestra la batalla de un hombre para salvar a un infante del ataque de un pitbull en una comunidad del norte de Río de Janeiro se hizo viral el pasado lunes y conmocionó al país.

En las imágenes, que fueron captadas por unas cámaras de seguridad, es posible ver al niño, de cinco años, paseando con su niñera en un monopatín, así como al pitbull a pocos metros de ellos.

El perro entonces avanza contra el pequeño y un hombre desconocido rápidamente interviene y empieza a luchar con el animal. Finalmente logra salvar al niño al ponerlo encima de un automóvil aparcado.

El pequeño sufrió mordidas en varias partes del cuerpo y, tras ser ingresado en un hospital, le dieron cinco puntos de sutura en el cuello. Su salvador, por otra parte, fue alcanzado por mordeduras en las piernas y brazos y recibió puntos de sutura en la mano.

En otro incidente, en la playa de Guarujá, en el litoral de Sao Paulo, un hombre igualmente salvó a una niña después de que un perro la atacara mientras jugaba con una mujer y una adolescente dentro del mar el pasado domingo.

La pequeña fue rescatada con heridas superficiales en la oreja y en la espalda y fue inmediatamente atendida por un equipo médico del hotel en el que estaba hospedada.