La madre de la niña fue quien registró el incidente, en Surrey, Canadá, y lo publicó en redes sociales con un mensaje: “Mi hija está llorando allá arriba y ella está EN SU TELÉFONO TEXTEANDO!!!”, según 7 News.

En respuesta al incidente, Funtopia Surrey, el lugar donde ocurrió respondió que la empleada había roto por lo menos tres reglas internas, comenzando con la tenencia de teléfono fuera del cuarto de empleados y que sería despedida.

Aunque algunos criticaron a la madre por no ir a ayudar a su hija en vez de seguir filmando el video de 56 segundos.

“No me importan los comentarios negativos sobre que soy una mala madre. Vienen de personas que solo observan de lejos y no te conocen como persona”, escribió en Facebook.