‘Tintín’ fue condenado a prisión por tres homicidios: dos perpetrados en 2005 y un tercero en 2012, cuando disfrutaba de un permiso de 72 horas.

En esa ocasión, el arrestado le disparó en varias oportunidades a un individuo en el sur de Bogotá, causándole la muerte, informaron fuentes policiales.

Posteriormente, en octubre de 2018 se fugó del país mientras estaba detención domiciliaria y faltándole por cumplir tres meses y 28 días. Su paradero era desconocido, por lo que las autoridades colombianas pidieron ayuda a la Interpol para capturarlo y ponerlo a disposición de la Justicia.

La policía española supo que ‘Tintín’ se encontraba en Madrid bajo una identidad falsa, simulando ser un ciudadano cubano.

Desde hace un tiempo formaba parte de una banda criminal, dedicada a la comisión de delitos contra el patrimonio, como robos con fuerza en vivienda habitada y hurtos a joyerías, entidades bancarias y en alrededores.

Su arresto fue posible gracias a la persecución llevada a cabo esta banda criminal y la cooperación internacional.

Una vez fue identificado, el detenido fue trasladado a dependencias policiales en donde se mostró violento, según lo informó la policía.