Luego de casi 10 años de giras y trabajo fuerte, tanto Reynolds como sus compañeros de grupo decidieron tomar una pausa para descansar y cultivar otros aspectos importantes de sus vidas.

“Estamos tratando de tomar un tiempo libre para reconectarnos con nuestras familias y amigos […] Todos nosotros queremos redescubrir lo que significa, ya sabes, ser padre o hijo. Especialmente, porque tengo un recién nacido y nuestro guitarrista también tiene un niño relativamente nuevo, así que estamos tratando de ser padres y luego, cuando nos comience a picar, estoy seguro que volveremos al camino muy pronto”, le dijo el vocalista de Imagine Dragons a CNN.

Su regreso parece ser tan seguro, que mientras no esté con sus hijos en Disney o revisando sus proyectos escolares, Dan seguirá haciendo música y componiendo, precisamente para su banda.

El tiempo, por lo menos en el caso de Reynolds, también llega para seguir trabajando en la relación con su esposa, pues luego de una separación decidieron volver a juntarse: “Pasamos por una separación de seis meses y volvimos. Ya llevamos juntos un año y medio. Tengo un niño recién nacido, aprecio la privacidad, pero diré que me parece importante que la gente sepa que las relaciones a veces funcionan y a veces, no, y son difíciles, son una lucha. Sin embargo, hemos escogido estar juntos, amarnos y continuar peleando por nuestra relación”.