En la conversación que tuvo con sus seguidores el pasado 12 de marzo, Kylie contó que “quería llamarla Rose”, aunque no precisamente por la protagonista de la recordada cinta del hundimiento del trasatlántico británico, pues no tiene claro de dónde salió la idea.

Aunque tuvo otra opción en mente, ese fue el único que reveló. Del otro solo dijo que “era un nombre muy raro, pero lo amo. Simplemente no funcionó para ella”.

En cuanto a Stormi, también estuvo a punto de tener una variación. Antes de decidirse, Kylie dudó en dejarlo solo en Storm.

Stormi nació el primero de febrero de 2018, luego de un embarazo que Jenner logró ocultar por completo de los paparazzis.