El empresario destacó que es sumamente complejo administrar una empresa que no genera ingresos, todo esto en medio de la crisis económica que enfrenta el país por la pandemia del coronavirus, y que desde marzo mantiene las salas de cine cerradas para evitar la propagación de la enfermedad.

“La caja se acaba y quienes más sufren son los empleados”, indicó el presidente y CEO de Cine Colombia en la red social.

En otro trino, Falah mencionó que aunque lo que hay que entender es que no existe una decisión perfecta para darle manejo a la emergencia sanitaria, y que todo indica que el presidente Iván Duque prorrogará la cuarentena nacional, “igualmente seguirá siendo más flexible con la reapertura de cientos de sectores de la economía”.

Hace unos días la icónica marca de cine lanzó una nueva oferta de servicios con el fin de reinventarse en tiempos en el que el COVID-19 tiene encerradas en sus casas a todas las personas que recurrían a las salas del país; con esta estrategia, según Falah, les llevan a los colombianos “el sabor del cine” hasta sus casas, a través de domicilios con sus comidas.

La empresa también puso en funcionamiento la iniciativa de Ruta 90 y dispuso de sus pantallas y películas para distraer a los capitalinos en esta época de emergencia.