La alta demanda por la cuarentena nacional para mitigar la propagación de la enfermedad en los ciudadanos reduce el abastecimiento en las plazas de mercado, tiendas de barrio, supermercados y otros establecimientos de comercio de alimentos; de acuerdo con la entidad, el aceite de girasol y el arroz, son algunos de los que han sufrido más incrementos en sus precios.

Los huevos rojos AA, por su parte, pasaron de tener un precio por unidad de 300 pesos a costar 400 pesos solo en los últimos días, mientras que el kilo de arveja verde, pasó de costar 2.500 pesos a 6.000 pesos.

Otros productos de la canasta familiar que más han sufrido los efectos de la emergencia económica por la pandemia del COVID-19, según la entidad estadística, son la naranja, que duplicó su precio en los últimos días, el queso campesino, la remolacha, la habichuela, las cebollas cabezona blanca y roja, el brócoli, la calabaza, el tomate chonto, el fríjol verde, el repollo morado, la piña gold, la guayaba pera, y las papas criolla sucia y limpia.

Es de recordar que, de acuerdo con el artículo 2 del decreto 507, expedido para evitar los sobrecostos y acaparamientos de alimentos y medicinas, cada 5 días se hará seguimiento a los precios del listado de productos y si se encuentra variaciones “significativas y atípicas” el Dane le entregará un registro a la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC), que deberá tomar medidas contra los especuladores.