Según publica la revista Cromos, los especialistas en perfumes “sugieren que duran entre dos y tres años” y aseguran que los que se dañan más rápido son los que tienen olores cítrico o florales.

En el mismo artículo, que se encuentra en la reciente edición que tiene a Shakira en portada, se dan señales para identificar si la fragancia se está deteriorando: “el olor, que empieza a tornarse agrio, ácido y metálico”, y la aparición de sedimentos o cuando el color se torna más opaco.

Y si quiere prolongar la vida de su perfume, la recomendación es conservarlo en la caja y dentro del armario. Evite a toda cosa dejarlo en el baño, pues es un ambiente en el que se presentan muchos cambios de temperatura.