En las imágenes se ve al oso buscando algo de comer y al pocos segundos encuentra un comedero de pájaro.

El mamífero se para en 2 patas, arroja el comedero al piso y se come unos granos que se esparcen por el suelo. 

En ese momento es cuando llega el perro corriendo y choca contra el mamífero, que se mueve a un costado y tratada de huir, pero el canino lo vuelve a atacar en una pata. 

Finalmente, el oso logra salir corriendo de la vivienda, pero es perseguido por el canino a una gran velocidad.   

“El perro de mi vecino recibirá un trozo de carne como cena la próxima vez que lo vea (…) De vez en cuando viene a chequear a mis niños. ¡Ahora los está protegiendo!”, comentó Mark Stinziano, dueño de la casa, que compartió el video en su cuenta de Facebook. 

Alan Tlusty, dueño del perro, indicó a Fox News que su mascota ya había perseguido osos fuera del patio, pero nunca con tanta intensidad. 

Según la División de Pesca y Vida Silvestre de Nueva Jersey, los osos negros se sienten atraídos por los olores de la basura, el alimento para mascotas y las semillas de pájaro, informó el medio estadounidense.