El sujeto empezó señalando a una de las asistentes al evento, en el que la mayoría portaba tapabocas, desabotonó su camisa mirándola a los ojos; luego, él le dio la espalda a la mujer y empezó a mover sus nalgas de forma sugerente.

Mientras el seductor hombre subía y bajaba su cola empezó a juntar su cuerpo con el de la mujer, que no paraba de mirar su abultado trasero y quien terminó con una de sus manos en la cadera de él.

Luego de entretener a la primera señora, el bailarín fijó su vista en una mujer que estaba al lado, a quien se le acomodó de frente y posó sus piernas a los costados de las de ella, que decidió mirarlo fijamente.

Luego de agarrar a su espectadora de los hombros y de mover su pelvis de una forma sugestiva, el sujeto no contó con que la presión que la mujer ejerció hacia el espaldar de su silla terminó rompiéndola y con ella en el piso.

Apenas sonó el impacto del golpe en todo el salón y el hombre fue consciente de lo sucedido, él y otro invitado ayudaron a la señora a levantarse del suelo, esto, mientras las demás personas estallaban en risas.

Aquí, el video que se volvió tendencia en Twitter y que ya acumula más de 23 mil reproducciones: