Ante tal situación, el bombero que la atendió en Cape Town, Suráfrica, le dijo que no debería permanecer en ese barrio y procedió a ponerle, con su dinero, el equivalente a 20.000 pesos de combustible para que pudiera llegar a casa, reporta LadBible.

El portal informa que el hombre, llamado Nkosikho Mbele, de 28 años, dijo que lo había hecho de corazón, sin esperar nada a cambio y que “cualquiera hubiera hecho lo mismo”.

No obstante, su agradecida clienta no se quedó con los brazos cruzados: expuso la historia en un sitio de recolección de fondos (‘crowdfunding’ o micromecenazgo) y logró recoger el equivalente a 107 millones de pesos que le fueron entregados en su totalidad a su benefactor.

Ladbible explica que ese monto es igual a lo que el desinteresado dependiente de la estación de servicio devenga en 8 años, y enfatiza en que el hombre permanece “aterrizado y humilde” pese al dinero y a que su acto de bondad trascendió fronteras.

Además de los 107 millones de pesos, la clienta le pagó aparte los 20.000 que él le había prestado.

La misma mujer narró que cuando ella llegó a la estación de servicio, el hombre ya había comenzado a llenar el tanque cuando ella lo detuvo y le dijo que no tenía dinero.

“Para mí fue suficiente con verla alejarse sabiendo que llegaría sana y salva a su casa, pero no me imaginé que yo fuese a recibir tantas bendiciones”, concluyó el bombero, padre de dos pequeños, según el medio.