Pese a que aseguró que estaba en contra de la reforma tributaria, la joven rechazó las manifestaciones que se presentaron en Bogotá este fin de semana debido a que no pudo ir a comer a McDonald’s, como lo tenía planeado.

“Sí, la reforma es una mierda, pero váyanse a sus barrios y déjenme ir a McDonald’s en Paz. ¡Qué fastidio!”, escribió en su cuenta Twitter el sábado pasado, en medio de la conmemoración del Día del Trabajo.

Ramírez, de igual menare, compartió minutos después otro mensaje en la red social en el que indicó que los ruidos de las movilizaciones no le permitían disfrutar tranquilamente de una película de Harry Potter, la cual estaba viendo en su casa.

La publicación, que se hizo viral rápidamente en las distintas redes sociales, fue blanco de todo tipo de críticas. Incluso, varios usuario le pidieron a la joven tener un poco más de empatía con la actual situación del país.

“Mientras medio país padece hambre, Ana María se molesta porque los pobres protestan y no le permiten ir a comer; Se cancela el paro porque Ana María quiere ir a McDonald’s”, fueron algunas reacciones de los internautas.

Debido a la cantidad de comentarios que recibió, la joven capitalina decidió cerrar su cuenta de Twitter. A continuación, el mensaje que escribió Ana María Ramírez en contra de las marchas que se llevaron a cabo en Bogotá: