Cuando una persona descarga la aplicación automáticamente acepta los términos y condiciones de uso. En caso de no cumplirlos, la ‘app’ puede ser bloqueada.

Algunas de las razones por las que los usuarios incurren en violaciones a esas normas, de acuerdo con el portal de tecnología Andro4all, son:

  • Enviar spam a través de WhatsApp
  • Mandar textos o archivos multimedia con contenido sexual, racista, ilegal o amenazante
  • Bloquear a muchos contactos en poco tiempo
  • Crear varios grupos con personas que no hacen parte de la lista de contactos
  • Enviar mensajes a listas de difusión y a individuos por privado simultáneamente

Además, se puede suspender el servicio cuando se usan plataformas no oficiales, como WhatsApp Plus o GBWhatsApp, o se cambia la cuenta a diferentes celulares frecuentemente, agregó el medio tecnológico Xataka.

De ese modo, si la aplicación se percata de alguna de estas acciones, le prohíbe la entrada al usuario mostrándole el aviso “Su número de teléfono no está autorizado para usar nuestro servicio” en una pantalla en blanco, afirmó Andro4all.

En ese caso, solo queda acudir a otras plataformas de mensajería para comunicarse con amigos y familiares mientras WhatsApp entrega nuevamente el dominio de la sesión, indicó el portal nombrado.

Por el contrario, si la ‘app’ bloqueó una cuenta por error, el individuo puede mandar un correo electrónico a support@whatsapp.com incluyendo el email propio, el número de celular con el código del país, el modelo del teléfono y los motivos por los que cree que hay una equivocación, explicó el sitio web en su publicación.

De ahí en adelante, hay que esperar a que la aplicación determine si hubo una falta por parte del usuario o no.