Un trabajador en un almacén de Amazon al sur de Detroit, llamado Bobbi Johnson, vio por primera vez los rumores en Facebook durante el fin de semana; además, otros rumores se fueron filtrando en la compañía, según The Verge.

Sin embargo, fue hasta el martes pasado cuando Johnson y otros empleados se dirigieron a alguien de recursos humanos del gigante de las ventas por Internet y esa persona confirmó que alguien en ese lugar había dado positivo para COVID-19.

“Deberían haber cerrado ese edificio y desinfectar todo el edificio antes de que nos dejaran entrar”, Johnson le dijo a The Verge. “Y deberían haberle dado a todos una llamada automática, porque nunca se sabe si se topó con esa persona en el baño o algo así, porque no solo está poniendo en riesgo su vida, sino que está poniendo en contacto a las personas con las que entra en contacto. en juego”. 

La empresa confirmó este martes que el empleado en Brownstown tiene coronavirus y está actualmente en cuarentena. Además, otros 5 trabajadores que tuvieron contacto con esta persona están en esa misma situación, afirmó el medio ClickonDetroit. 

Amazon también dijo que los procesos de limpieza se incrementaron dentro de las instalaciones y que se modificaron los turnos para contribuir con el distanciamiento social, añadió el mismo medio.