En un evento de su campaña, Benítez quería manifestar, como él dijo en Blu Radio, que, de ser elegido, iba a gobernar de manera transparente. No obstante, las palabras y el orden en el que las usó le resultaron perjudiciales, pues terminó diciendo que iba a robar de frente.

“No seré un gobernador clandestino o de escritorio que se oculta para robar al departamento; lo haremos de frente”, manifestó, como se aprecia en el video publicado al final de esta nota.

Al respecto, el candidato explicó en la emisora que el video difundido por redes sociales fue sacado de contexto, porque antes de lanzar esa frase, él dijo que Córdoba necesita un gobernador que les dé cuenta a los ciudadanos, y que ha sido víctima de una “campaña sucia y negro”.

“Yo dije allí que trabajaremos de frente, de forma decente. Cuando la gente aplaude, no se alcanza a escuchar esa parte que la recortaron, desafortunadamente y de manera muy conveniente. […] Nosotros lo que hicimos, insisto, es decir que vamos a ser un gobernador (sic) decente y transparente”, aseguró Benítez en la emisora.

Lo cierto es que el descuido del candidato del partido Liberal, como lo señalaron los periodistas de Blu Radio, puede producir escozor en los habitantes del departamento de Córdoba, teniendo en cuenta los casos de corrupción  que políticos de esa región, como el de Alejandro Lyons, exgobernador del departamento, se han visto involucrados.