Estas personas, que según Caracol Radio son víctimas del conflicto, se aglomeraron frente a la salida del parqueadero del Congreso (carrera sexta con calle novena), en el centro de la ciudad, impidiendo así la salida de los congresistas.

“Nosotros nos vamos a quedar a dormir aquí, y si nos toca dormir 15 días estamos dispuestos, porque en realidad están vulnerando nuestros derechos”, explicó a través de la emisora el vocero de víctimas Ricardo Jiménez.

Preguntado sobre si la intención de la protesta es, también, no dejar salir a los parlamentarios, Jiménez dijo en ese medio que sí, pues cree que “los congresistas han ignorado todos los derechos constitucionales de las víctimas del conflicto”.

La molestia de estos ciudadanos tiene que ver, según Caracol, con que desde el Ministerio les prometieron unas viviendas pero no les han cumplido, y que ahora les ofrecen otros espacios por los que les están cobrando dinero.

Por eso, los manifestantes piden atención por parte de funcionarios del MinVivienda para aclarar la situación.