Todo sucedió cuando el padre de las dos menores amarró una hamaca a un par columnas, que inesperadamente se les cayeron encima, por lo que perdieron la vida de manera instantánea, informó Noticias Caracol.

Por su parte, la prima que las acompañaba resultó gravemente herida y se encuentra recluida en cuidados intensivos de un centro médico de la ciudad con pronóstico reservado, indicó el portal Zona Cero.

“Las niñas al ver la hamaca se montaron y las columnas se les vinieron encima, mi hija está viva de milagro. El pedazo que está allá le pegó a la cabeza de mi hija y le hicieron una sutura como de 50 puntos”, dijo el padre de la niña que sobrevivió al Noticiero.

El abuelo de las víctimas dijo que las columnas estaban mal construidas porque tenían que tener hierro y metal en su interior; sin embargo, según revelan las imágenes, la construcción solo estaba hecha de ladrillos y cemento.

Se espera que los cuerpos de Ana y Hanna, que se encuentran en la morgue de Medicina Legal de la ciudad, sean entregados a sus familiares para llevar a cabo sus exequias, destacó Blu Radio.