Sergio Fajardo expresó que no se arrepiente de haber decidido votar en blanco en la segunda vuelta presidencial entre Duque y Gustavo Petro. “Creo que fue una decisión correcta y, si estuviera en esas mismas circunstancias, igualmente la volvería a tomar”, indicó a El Espectador.

Además, mencionó que sí participará en las elecciones presidenciales de 2022. “Mi convicción profunda es que lo que nosotros representamos es lo que necesita Colombia”, agregó al periódico.

También criticó la labor del actual gobierno en materia de institucionalidad y culpa al presidente Duque por el manejo que se la ha dado a temas coyunturales como las objeciones a la JEP.

“Cuando se posesionó, el presidente Duque dijo que su proyecto era crear un gran pacto y unir a Colombia, pero en el manejo de todo lo relacionado con el Acuerdo de Paz y la JEP no lo está haciendo. Creo que está en función de los intereses de su partido”, manifestó al diario.

Fajardo señaló en el mismo medio que otros problemas a los que no se les ha dado el manejo necesario tienen que ver con la liberación de ‘Jesús Santrich’ y la renuncia de Néstor Humberto Martínez como fiscal general.

En otro aparte de la entrevista se refirió al cable de Wikileaks que para muchos lo involucró con el uribismo y citó que esos señalamientos no son ciertos.

“Si usted revisa lo que salió en Wikileaks, es exactamente lo mismo que he dicho en público y en privado […] Nosotros no recibimos de nadie una riqueza electoral y, lo que tenemos, lo hemos construido a pulso, en las calles, repartiendo volantes”, sentenció en su entrevista a El Espectador.